AQUELLA TARDE QUE LA PANTERA FUE AL MATADERO

En los últimos años se ha hecho triste costumbre enviar fronteras abiertas boxeadores argentinos como “carne de cañón”. Enrique Sánchez recuerda que hace 41 años un ídolo popular como Horacio Saldaño subió al ring a pelear con Mantequilla Nápoles lesionado y sin la menor chande de victoria.

boxeo

El afiche de aquella triste velada del 14/12/1974.

Fue el 14 de diciembre de 1974 en el Palacio de los Deportes de México DF, una velada con cinco púgiles argentinos enfrentando a cinco aztecas. Horacio Saldaño, uno de los pocos ídolos en serio que tuvo el boxeo argentino, enfrentaba en la de fondo al magistral José Nápoles por el titulo mundial welter unificado que tenía el cubano-mexicano.

La Pantera Tucumana, el hombre que llenaba el Luna Park sin importar quién era su rival fue en busca de su mayor anhelo con un solo brazo. Nápoles seguía siendo un supercampeón A pesar de la paliza que le dio Carlos Monzón cuando lo desafió por el título mediano en febrero de ese mismo año, en París. Pero le quedaba resto y quería venganza ante un argento.

Jaime de Haro, el manager de Mantequilla, le ofreció la chance a Saldaño y a un par más de púgiles de otros países; Juan Carlos Lectoure no quería que La Pantera viajara porque quería enfrentarlo a Miguel Angel Campanino a fines de noviembre.

El periodista y promotor Hernán Santos Nicolini se enteró del cajoneo del hombre fuerte del Luna Park y lo convenció a Saldaño de ir por la oportunidad mundial. Pero en los entrenamientos previos, ya en suelo mexicano, se sacó de lugar el hombro derecho.

Casi inmovilizado, Saldaño decidió seguir adelante sólo por la bolsa, sabiendo que iba a un suicidio pugilístico. Como reconocería tiempo después al diario La Gaceta de su provincia natal, “la caminata hasta llegar al ring fue larga y fui llorando todo el camino. Sabía que no tenía posibilidades. No me podía ni peinar. No tenía chance de ganar. Después me pusieron una inyección que se infectó y nunca me recuperé completamente. La lesión me persiguió toda mi carrera”.

De haber estado entero, quizás Saldaño hubiera hecho un mejor papel. En esas condiciones, fue una sombra ante un Mantecas que logró el último nocaut de su brillante carrera.

Aquí, el video de la pelea completa:

ENRIQUE SÁNCHEZ

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s