NARVÁEZ YA PERDIÓ

Omar Narváez deberá ir como visitante a Puerto Rico el 25 de marzo a jugarse la chance por la eliminatoria gallo FIB ante el boricua Emmanuel Rodríguez. El Huracán no sólo perdió la localía sino que por la mala gestión empresarial de su manager su bolsa cayó a menos de la mitad y cobrará, como máximo, 35.500 dólares.

000.jpg-small

Omar Narváez y su manager, Osvaldo Rivero; los cambios le jugaron en contra al Huracán.

Omar Narváez sufrió una derrota abajo del ring en su búsqueda por la tercera corona mundial. A los 40 años, el excampeón mosca y supermosca OMB  (46-2-2, 24KO-1PKO) está a la expectativa de una chance por la corona gallo FIB y, para ello, debe cumplir una eliminatoria ante el invicto puertorriqueño Emmanuel Rodríguez (15-0, 10KO).

Las partes habían ido a una subasta ganada por OFR Promotions, la empresa que llevó adelante toda la carrera profesional del Huracán, que presentó la mejor oferta con un esquema que ya es común en la vida laboral del chubutense: de los u$s 126.101 dólares, el 40% debía ir a las manos del boricua. En cambio, difícilmente a Narváez le llegaran los u$s 75.661 dólares que les correspondían. “Los números no cierran”, “peleamos de local” y “en casa no te gana nadie” son las excusas que han amparado una política de bajos salarios y que le hizo tener desafíos accesibles en suelo propio en 25 de sus combates mundialistas.

Pero la apuesta salió mal. La pelea estaba originalmente pautada para el 13 de enero pero hubo que pararla por una por una lesión ocular menor del patagónico sumada a supuestos problemas organizativos con el canal emisor del combate. La nueva fecha ofrecida a Juan Orengo, manager de Manny Rodríguez, era para mediados de marzo.

El empresario centroamericano movió sus contactos en la FIB y argumentó que no confiaba que en la Argentina pudieran pagarle lo prometido. Desde las oficinas de Nueva Jersey le dieron la derecha y le otorgaron la potestad de buscar una nueva sede. Así logró ubicar la pelea en la velada que se celebró el 4 de marzo en el Barclays Center de Nueva York con la unificación welter AMB-CMB entre los estadounidenses Keith Thurman y Danny García como pelea estelar.

En el medio, Narváez pateó el tablero afirmando que no sabía si pelearía porque le debía dinero a su manager por los gastos de preparación y porque desde su provincia no llegaba la beca que habitualmente cobraba. Para sumar trastornos, problemas de visa del argentino obligaron a una nueva mudanza. Sería una semana más tarde, en la reunión que se organizaría en Oxon Hill, Maryland. Pero la lesión sufrida por el colombiano Oscar Escandón, retador del campeón pluma CMB, el local Gary Russell Jr., hizo suspender la velada.

Orengo hizo una movida más y logró establecer la pelea en Puerto Rico. El combate para buscarle retador obligatorio al inglés Lee Haskins será en el Parque Concepción Pérez Alberto, en Fajardo, a unas 60 kilómetros de San Juan de Puerto Rico. Narváez ya arranca en desventaja, no sólo por saber que deberá presentarse en suelo extraño sino porque al ser Warrior Boxing el organizador, la bolsa conjunta a repartir decreció notablemente a u$s 57.500 de los que Narváez se llevará, como máximo, u$s 35.500, el 47% de la bolsa original.

ERNESTO RODRÍGUEZ III
@EPHECTO

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s